3 de novembre de 2009

Nicolás Guillén

Camagüey, 1902 – La Habana, 1989



Hijo de padres mulatos, Nicolás Guillén ejerció desde muy joven el oficio de tipógrafo y reportero. Sus lecturas de Quevedo, Góngora y Cervantes, de Rubén Darío y de las vanguardias, influyeron en sus primeros trabajos, que comenzaría a publicar a los dieciocho años. Su poesía, como su vida, estuvo marcada por un fuerte compromiso social y político. Del conjunto de su literatura destacan Motivos de son (1930); Sóngoro cosongo (1931); West Indies, Ltd. (1934);
Cantos para soldados y sones para turistas (1937); España (1937); El son entero (1947); Tengo (1964); La rueda dentada (1972); Por el mar de las Antillas anda un barco de papel (1978) y Música de Cámara (1979). Traducida a numerosos idiomas, la obra de Guillén mereció, entre otros, el Premio Viareggio (1972); el Premio Jrísto Botev de la República de Bulgaria (1975); el Premio Nacional de Literatura de Cuba (1983) y el Premio Internacional de Poesía Asan (1983).